Las buenas actitudes también se contagian

22 Febrero 2016 0 Comentarios

Minutos estimados de lectura: 1

Un equipo es como una gran familia, todos estamos conectados. En el año 2009, en plena crisis que afectaba totalmente a nuestro modelo de negocio (los clientes pagaban por publicar ofertas y en ese momento estaban despidiendo), necesitábamos cada pedido.

La presión, el miedo, la tristeza y la incertidumbre crecían a nuestro alrededor. Decidimos celebrar todos y cada uno de los pedidos conforme llegaban, un ruido creciente se extendía por la empresa. Algo tan pequeño marcaba la diferencia.

La risa y el buen humor se contagiaban rápidamente y eso nos daba fuerza para continuar. Luchábamos para no caer en la apatía y el desánimo.

Practica la risa  cada día, vivirás más, verás los problemas más pequeños, serás capaz de más y, en cualquier caso, lo pasarás mejor. Contagia la risa a tu alrededor, hazles participe de esa felicidad y el equipo funcionará mejor.

Tags: , ,

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*